Sábado 17 DE Agosto DE 2019
Investigación

Pablo Duarte: El candidato amante de las armas

Fue diputado durante casi 20 años. Pablo Manuel Duarte Sáenz de Tejada, gusta de pasar sus ratos libres disparando, y es autor de un libro altamente misógino. Ahora busca la Presidencia de la República postulado por el Partido Unionista (PU).

Fecha de publicación: 06-05-19
En su afán de defender el libre uso de las armas, el entonces diputado llegó al Congreso con un saco lleno de armas.
Por: Investigación investigacion@elperiodico.com.gt

Aunque asegura no ser un hombre religioso, y que no asiste a la Iglesia para no desprestigiar, Pablo Duarte se vende como “un Presidente ¡Como Dios manda!”. Es difícil saber si utilizar la religión como discurso político le ha sido efectivo, pero al menos su hija Ingrid Duarte de Morales, pastora de Casa de Dios, parece creer que sí. En las redes sociales de la pastora, donde promueve eventos religiosos en los que ella o su esposo predicarán, repostea las publicaciones político-religiosas de su padre.

Esta campaña, que apela directamente al votante cristiano, saturó las calles de la ciudad capital, llamó la atención de los transeúntes, pero también la del Tribunal Supremo Electoral (TSE) que, el mes pasado, anunció que abrió un expediente para el Partido Unionista (PU). El motivo de la investigación es la posibilidad de la violación al inciso “e” del artículo 67 del Reglamento de la Ley Electoral y de Partidos Políticos, el cual prohíbe “Toda forma de propaganda, valiéndose de creencias religiosas o invocando motivos de religión, que influya en los ciudadanos a que se adhieran o se separen de partidos o candidaturas determinadas”.

Al polémico personaje parece no importarle una sanción y continúa adelante, un rasgo de su carácter el cual quedó más que evidenciado durante sus dos décadas en el Congreso.

DUARTE, EL DIPUTADO

Pablo Manuel Duarte Sáenz de Tejada llegó al Congreso como diputado en 1996 de la mano del Frente Republicano Guatemalteco (FRG). Aunque fue miembro fundador del partido de Efraín Ríos Montt y Alfonso Portillo, logró permanecer en el Legislativo durante más de 20 años como tránsfuga, primero gracias al Partido de Avanzada Nacional (PAN), y posteriormente con el Partido Unionista (PU) al que se trasladó en 2002 y del cual también es fundador junto a Álvaro Arzú, el fallecido alcalde capitalino.

En las elecciones de 2011, los votos del PU no fueron suficientes para llevar a Duarte a una diputación, no obstante, en noviembre de 2014 asumió la curul en sustitución del diputado unionista José Alejandro Arévalo, luego de que este fue nombrado jefe de la Superintendencia de Bancos por el presidente Otto Pérez. De nuevo, aunque fue fundador del partido, una agria disputa con Álvaro Arzú llevó a dejar la bancada y se declaró independiente. En 2015, se postuló para diputado por el partido Encuentro por Guatemala (EG) pero no logró la reelección.

De su gestión como legislador, Duarte es recordado como un personaje extrovertido, polémico, bromista pesado con chistes machistas y misóginos. También se le recuerda por ser un férreo opositor de la Ley de Armas y Municiones.

De esa fuerte oposición surgió la polémica en 2004, cuando Duarte ingresó al pleno del Congreso un saco lleno de armas de fuego. Esta exhibición provocó una serie de críticas por parte de otros diputados quienes calificaron el exabrupto de Duarte como “una acción desmedida, innecesaria y que no aportaba nada relevante a la discusión de la iniciativa”, recoge Prensa Libre en una noticia de la fecha.

“Lo que sucede es que Pablo es un obsesionado de las armas y regular el uso de ciertas armas y el número de las municiones era veneno para él. En ese entonces los armeros sabían eso, algo que aprovecharon para boicotear la aprobación de la iniciativa de ley”, recuerda un diputado que compartió pleno con Duarte en 2009, año en que fue aprobada la normativa.

LA GRANJA PARA PRACTICAR TIRO

Duarte es presidente de la Asociación Deportiva Nacional de Tiro con Arma de Caza (ASOTAC) entidad adscrita a la Confederación Deportiva Autónoma de Guatemala (CDAG).

Es un consumado tirador y posee una granja ubicada cerca del cementerio de Escuintla, donde ha organizado reuniones con diputados y exdiputados para realizar prácticas de tiro.

Uno de los asistentes recuerda que, en una ocasión, el diputado Domingo Trejo llevó a su perro a una de estas reuniones. Para evitar que un accidente ocurriera, lo ató a un árbol en la propiedad de Duarte. La prevención no sirvió de nada, cuando Trejo se retiró del lugar su perro estaba muerto pues había sido alcanzado por los disparos que realizaron los invitados del ahora presidenciable Unionista.

ARZÚ NO LO HABRÍA ELEGIDO COMO PRESIDENCIABLE

“Si Álvaro Arzú estuviera vivo, seguramente Pablo Duarte no sería hoy el presidenciable del Partido Unionista”, comenta un alto mando de la Municipalidad de Guatemala y antiguo miembro del PU.

La fuente asegura que luego de la campaña electoral de 2011, Pablo Duarte reclamó airadamente al difunto por haber puesto a su esposa, Patricia Escobar Dalton de Arzú como candidata a la Presidencia.

Los reclamos de Duarte tenían fundamento, los resultados fueron desastrosos para el Partido Unionista en aquella contienda electoral, apenas lograron un diputado en el Congreso y dos alcaldías, incluida la de Álvaro Arzú en la capital. La mala estrategia repercutió en Duarte quien, después de cuatro periodos consecutivos, no logró ser electo.

Los fuertes reclamos llevaron a que Arzú optara por echarlo de las filas del Unionismo. Por ello, cuando Duarte sustituyó en 2014 a José Alejandro Arévalo en el Congreso, se declaró diputado independiente.

RETORNO AL CONGRESO

Duarte se retiró brevemente de la política, pero en 2018 regresó al Congreso como asesor de la Presidencia del Congreso.

El diputado unionista Álvaro Arzú Escobar lo contrató como parte de su staff de asesores con una plaza bajo el renglón 0-22 (personal por contrato), plaza en la que devengó mensualmente Q18 mil. En febrero de este año Duarte se retiró del Congreso para lanzarse como candidato presidencial del PU, un partido prácticamente huérfano tras la muerte de su máximo líder.

Como es característico en él, en estos meses de campaña Duarte ha destacado, aunque no precisamente por sus propuestas políticas. En una reciente entrevista en Emisoras Unidas emitió comentarios polémicos como que disolverá los bloqueos de carreteras “a garrotazos”.

Duarte aseguró que, sin importar que los manifestantes llevan a menores a los bloqueos se reprimirá con violencia. “La responsabilidad es de los que llevan a los niños. No se puede dejar de hacer lo que hay que hacer. A garrotazos y rápido. Los garrotazos estarían dirigidos a los adultos”, afirmó.

También afirmó que los estudios sobre pobreza en el país están inflados, ya que cada vez que él viaja a la provincia encuentra “niños cachetones”.

Se intentó contactar a Duarte, su equipo de comunicación aseguró que el candidato devolvería la llamada pero al cierre de esta edición no contestó.

NÚCLEO FAMILIAR

Pablo Duarte está casado con Ingrid Anabella Godoy de León. Su hijo Pablo Pablo Duarte Godoy, labora para la Confederación Deportiva Autónoma de Guatemala (CDAG). En el portal de Guatecompras, se registran adjudicaciones por servicios técnicos prestados desde 2014 hasta la fecha.

El último puesto que desempeñó en CDAG fue como coordinador y apoyo de actividades a realizarse en la Dirección Regional Central. Duarte Godoy devengó honorarios mensuales por Q12 mil; también es atleta de tiro deportivo y ha participado en algunos eventos del ciclo olímpico.

Por otro lado, su hija Ingrid Duarte Godoy de Morales se desempeña como pastora de niños en Casa de Dios, usualmente junto a su esposo Fabio Steve Morales Cruz.

 

 

El “Masturbatorio” de Duarte

El candidato que promete actuar según las sagradas escrituras, alguna vez intentó incursionar en un ala distinta a la política: La literatura. En 2012 –el primer año que no fue diputado después de casi dos décadas– publicó el libro Masturbatorio para escoger pareja, un texto que presenta como un “manual, una suerte de visita guiada, más alegre que científica… para que el lector cuente con suficientes elementos de juicio a la hora de tomar la trascendental decisión de escoger a la pareja… pues la historia universal demuestra con sólidos argumentos que CASARSE ES MÁS PELIGROSO QUE UN CURA ABRAZANDO A UN NIÑO” (sic).

En este (mal) intento de comedia reflexiva, Duarte presenta sus entonces 35 años de casado como credenciales suficientes para respaldar “los sabios consejos de este libro”. En una entrevista concedida a Publinews, el presidenciable aseguró que la familia “es clave, Dios me envió una mujer maravillosa”, no obstante, y contrario a la felicidad que busca retratar con sus palabras, el libro está repleto de frases como “cuando se viaja con la esposa se gasta el doble y se disfruta la mitad”.

El libro, plagado de errores ortográficos y chistes robados, intenta hacer un juego de reflexiones vagamente unificadas. A lo largo de 162 páginas y 28 capítulos –el primero de ellos titulado “Prólogo” seguido de la frase “(nadie le quiso entrar)”– el autor presenta un compendio de estereotipos machistas altamente misóginos.

Por ejemplo, en la página 31 se lee: “Es más (las mujeres) llegan a cierta época en la que no menstruan sino mosntruan… Un estudio de la NASA, demostró que el tamaño del culo de las mujeres, es directamente proporcional a lo que chingan, midáse y corrobore” (sic).

 

En otro apartado, Duarte plasmó comentarios en torno al caso del presidente Bill Clilnton y Mónica Lewinsky. En la página 118 se lee “En el país entero, pero sobre todo en su cuarto, (Clinton) fue despellejado sin ninguna misericordia, por un acto que tiene la mayor trascendencia aunque las mujeres no lo entiendan”. El capítulo concluye –utilizando analogías de un ceviche de criadías– con recomendaciones para que un hombre sepa qué mujer le practicará sexo oral al finalizar la cita. “Si la muchacha les dice que ella no come eso porque muy ligoso, ¡ahí termina la cita, esa no mama!”, se lee.

Más adelante, en uno de los capítulos finales, Duarte afirmó que “las mujeres son como las cucarachas: si no las pisan bien, se van”, apunta.

Gabriela Carrera, analista política especializada en temas de género, considera que este libro es un derroche de machismo, de violencia “no solo de mal gusto sino de muchísima preocupación de que algo como esto ocurra en una sociedad que se dice democrática”. Para Carrera, el texto es una muestra de la calidad humana y de político de una persona que busca ser mandatario de Guatemala “mezcla lo absurdo con el mal gusto, con la arrogancia de creer que es un hombre que tiene la verdad, porque cree que los juegos de palabras pueden llegar a ser divertidos… esto contrasta con los altos niveles de violencia contra la mujer, los índices de desapariciones y recurrentes casos de niñas embarazadas.

La analista, que por momentos se queda sin palabras al pensar en la analogía de las “cucarachas” indica una contradicción importante: “Esto debe ser tomado como un criterio para evidenciar que es un candidato mentiroso”, Carrera resalta este aspecto, pues lo que Duarte intenta disfrazar como bromas, contradice completamente el discurso en favor de Dios y la familia que utiliza en las tarimas y en entrevista “los sectores organizados deben señalar el rechazo tácito frente a un candidato que escribe esto”, remarcó.

 

Julio Roberto del Socorro Villeda Arguedas

Abogado y Notario, egresado de la Universidad Francisco Marroquín

Etiquetado por los mismos inquilinos del Palacio de la Loba como el “eterno asesor de la bancada Unionista”. Fue presidente del Centro para la Defensa de la Constitución (Cedecon), de 2000 a 2003. Laboró como asesor del presidente del Congreso, Álvaro Arzú Escobar, desde febrero de 2018 hasta marzo pasado.

En Guatecompras, Villeda registra una asesoría en 2016 con la Municipalidad de Guatemala por Q201 mil 600 pagaderos en 12 cuotas mensuales de Q16 mil 800.

Se desempeñó como Vocal Segundo del Tribunal de Honor de la Confederación Deportiva Autónoma de Guatemala (CDAG). Un reporte de Sicoin indica que cobró Q178 mil 200 por concepto de dietas por integrar este Tribunal.

Pertenece al Partido Unionista desde 2003. Fue candidato a diputado por el Distrito Central en 2003. Candidato a diputado por Baja Verapaz en 2007 y 2011, pero nunca ganó una diputación.

¿Qué dice la prohibición del TSE?

El reglamento de la Ley Electoral y de Partidos Políticos establece las prohibiciones durante el proceso electoral, una de estas es el uso de la religión en la campaña política.

El inciso e) del artículo 67 de la citada ley establece que se prohíbe “toda forma de propaganda, valiéndose de creencias, actividades religiosas o invocando motivos de religión, que influya en los ciudadanos a que se adhieran o se separen de partidos políticos, comités cívicos electorales o candidaturas determinadas”.

Al respecto, el analista político Renzo Rosal estima que cada vez se percibe un mayor irrespeto en los temas de separación Iglesia-Estado “a pesar de que en el marco constitucional existe una separación, en época electoral crece el uso de figuras religiosas”, afirma. Rosal considera que el uso de la fe para ganar votos ha sido tanta que el TSE debió crear una prohibición expresa para que esto ya no ocurra.

“Al carecer de propuestas políticas concretas, los candidatos usan la fe como mecanismo para motivar a los electores…

Esto lo vemos en todo tipo de candidaturas, pero es más evidente a nivel local donde las creencias religiosas pueden tener un peso”, concluye el analista.

Así como la campaña de Duarte es investigada por utilizar la religión en su campaña, el TSE también anunció una investigación para constatar si Zury Ríos, presidenciable de Valor, e Isaac Farchi, presidenciable de Viva, quebrantaron la misma prohibición.