Domingo 18 DE Noviembre DE 2018
Investigación

Caso Construcción y Corrupción salpica al principal operador de Jimmy Morales

Giovanni Estrada Zaparolli, por medio de su empresa Objetivos Industriales de Centroamérica, S. A., compró dos enormes fincas en Livingston, Izabal, que un mes después le vendió a una sociedad anónima vinculada al exministro de Comunicaciones, Alejandro Sinibaldi.

 

 

Fecha de publicación: 23-07-17
Estrada Zaparolli fue el enlace del presidente Morales con el Organismo Legislativo, ahora funge como embajador ad honorem. Por: Investigación elPeriódico
Más noticias que te pueden interesar

El 18 de septiembre de 2013, la empresa Objetivos Industriales de Centroamérica, S. A. le vendió una enorme finca ubicada en Livingston, Izabal, a la entidad Servicios Aéreos y Marítimos del Sur, S. A. por un monto de Q500 mil más Q15 mil por timbres fiscales, según la escritura número 196 faccionada por el notario Carlos René Micheo Fernández.

La compraventa era una operación normal, de no ser por sus protagonistas:  el vendedor era una empresa cuyo gerente general y representante legal es el constructor Giovanni Eliseo Estrada Zaparolli, operador político del presidente Jimmy Morales y actual embajador ad honorem de Promoción de Inversión y Comercio con los países del Caribe.

Mientras que la parte compradora, era una sociedad anónima vinculada al entonces ministro de Comunicaciones, Alejandro Jorge Sinibaldi Aparicio, actualmente prófugo de la justicia y principal acusado en el Caso Corrupción y Construcción, por haber creado una red para cobrar coimas por más de US$10 millones a un grupo de  constructoras durante su gestión en el gobierno del Partido Patriota, según las investigaciones del Ministerio Público (MP) y de la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG).

Esta operación se repitió un mes después:  el 24 de octubre de 2013, Objetivos Industriales de Centroamérica, S. A. representada por Estrada Zaparolli, le vendió otra enorme finca en Livingston, Izabal, a Servicios Marítimos del Sur, S. A. por Q500 mil más Q15 mil por timbres, según la escritura número 230 faccionada por el notario Micheo Fernández, -capturado por lavado de dinero en el caso Corrupción y Construcción-. En total las dos fincas suman una extensión de 19 caballerías, unas 1,216 manzanas que el exministro de Comunicaciones sembró de palma africana y se ordenó el asfalto del camino a la finca.

Estrada Zaparolli, el agente inmobiliario de Sinibaldi

Hay otro dato que destaca en esta transacción inmobiliaria: desde la fecha que Estrada Zaparolli adquirió las fincas hasta que las vendió a Servicios Marítimos del Sur S.A., pasaron únicamente cinco semanas.

En el caso de la primera finca, la empresa de Estrada Zaparolli la compró el 9 de agosto de 2013, según la escritura número 44 faccionada por el notario Johny Alfonso Orizabal Rodas, y la transfirió a la sociedad de Sinibaldi el 18 de septiembre de 2013.

En relación a la segunda finca, la empresa de Estrada Zaparolli la compró el 19 de septiembre de 2013, según la escritura número 52 faccionada por el notario Orizabal Rodas, y la transfirió el 24 de octubre del mismo año. Ambas fincas fueron compradas por Estrada Zaparolli a un mismo finquero local.

Contratos con el CIV

La relación comercial entre Estrada Zaparolli y Sinibaldi no levantaría suspicacias de no ser porque el primero es un conocido constructor de obra pública, y el segundo el ministro de Comunicaciones durante el pasado Gobierno.

De acuerdo con los datos del Registro Mercantil, Estrada Zaparolli es el principal accionista y presidente de Constructora Imesa, S. A., la cual ha obtenido contratos por casi Q270 millones de 2006 a 2015, según el portal de compras estatales Guatecompras.gt.

Sin embargo, de abril de 2011 hasta marzo de 2013 no recibió ninguna adjudicación de obra pública. En 2012, Constructora Imesa recibió desembolsos  del Ministerio de Comunicaciones por obras contratadas en 2009 y 2010 por Q15 millones 481 mil 90.66.

Fue hasta el 22 de marzo de 2013, que el Fondo Social de Solidaridad (FSS), una unidad ejecutora adscrita al Ministerio de  Comunicaciones,  le adjudicó un contrato nuevo por casi Q75 millones para  mejorar un tramo carretero de 16 kilómetros de la finca San Miguel a la aldea El Carmen en Sanarate, El Progreso, según el portal de Guatecompras.

De este contrato, Constructora Imesa recibió el primer desembolso por Q10 millones el 29 de julio de 2013, diez días antes que Estrada Zaparolli comprara la primera finca en Livingston, Izabal, y que un  mes después le vendería a Alejandro Sinibaldi.  El 19 de noviembre de 2013 recibió un segundo desembolso del FSS por otros Q10 millones, de acuerdo con datos obtenidos en el Sistema de Contabilidad del Estado (Sicoin).

En 2014 y 2015 durante la gestión de Alejandro Sinibaldi, Constructora Imesa recibió otro contrato por Q25 millones 493 mil 210 con el FSS y dos contratos más con la Unidad de Conservación Vial (Covial) del Ministerio de Comunicaciones por Q1 millón 399 mil 548 y Q1 millón 374 mil 992.80 para dar mantenimiento a un tramo carretero en Sanarate.

Ocultan propiedad de las fincas

Después de que Servicios Aéreos y Marítimos del Sur, S. A. de Sinibaldi compra las dos fincas en Livingston, Izabal, el 18 de agosto de 2014 vendieron las dos fincas a otra sociedad vinculada a Sinibaldi, Servicios Aéreos y Marítimos del Norte, S. A. La venta fue por un total de Q1 millón, según la escritura número 158 faccionada por el notario Micheo Fernández.

Posteriormente, el 4 de noviembre de 2015, Servicios Aéreos y Marítimos del Norte, S. A. le vendió las fincas, y dos más, en el mismo municipio, a la entidad panameña Elodea Business Inc., la cual fue creada el 21 de octubre de 2015 por un monto de Q2 millones. Y el 27 de mayo de 2016, Elodea Business Inc. le aportó las cuatro fincas a la Fundación Chocimera, radicada en Panamá, según las escrituras faccionadas por el notario Carlos Renato Santizo Arana.

Las investigaciones del MP y la CICIG sospechan de que Elodea Business Inc. y la Fundación Chocimera son dos entidades panameñas adquiridas por Sinibaldi para ocultar la propiedad de las fincas.  La participación de Estrada Zaparolli en la compra y posterior venta de las fincas a Sinibaldi aún no es clara y será esclarecida durante las investigaciones.

¿Quién es Giovanni Eliseo Estrada Zaparolli?

Es un empresario constructor originario de Sanarate, El Progreso, donde su padre le heredó grandes extensiones de tierra que hoy emplea para la agricultura y a la crianza de caballos. Además es propietario de varias gasolineras. Este administrador de empresas de 61 años de edad, fue diputado al Parlamento Centroamericano (Parlacen) de 1996  a 1999; en 1999 fue  electo diputado al Congreso (2000-2004) por el Partido Libertador Progresista (PLP).

En 1991 fundó la Constructora Imesa, S. A., su empresa más representativa con la que ha obtenido contratos de obra pública por casi Q270 millones de 2005 a 2015. También ha sido presidente y representante legal de Agropecuaria La Rut del Progreso, S. A., Inversiones Sanarate, S. A., Objetivos Industriales de Centroamérica, S. A., Objetivos Médico Hospitalarios y Farmacéuticos, S. A., Comercial Transportes Roma, S. A., Industrial Agropecuaria El Jocotón, S. A., Intermec e Inamer.

Fue financista de campaña del mandatario Jimmy Morales, quien al asumir lo nombró como su operador político con el Congreso. En marzo de 2017 fue juramentado como embajador ad honorem de Inversión y Comercio con los países del Caribe.  Su hija Alejandra María Estrada Vásquez fue contratada en mayo de  2016 en el Ministerio de Relaciones Exteriores como subdirectora de Protocolo con un salario mensual de Q15 mil 234.55; hace un par de meses fue nombrada como Primera Secretaria y Cónsul en Viena, Austria, a pesar de no tener carrera diplomática. Devenga un salario mensual de US$6 mil 73.20.

 

La compraventa de las fincas se realizó con un mes de diferencia, según detallan los registros públicos.

 

Etiquetas: