Lunes 1 DE Junio DE 2020
Inversión

“La reactivación debe ser de cara al nuevo normal”

Ruby Asturias, socia de la firma EY Law, propone poner en marcha ya las estrategias de reactivación económica basada en los pilares de inversión en infraestructura, apoyo enfocado a las micro, pequeñas y medianas empresas, y los programas puntuales para atender la emergencia. Hay que ser visionarios y empezar a crear las oportunidades de desarrollo, explica.

Fecha de publicación: 18-05-20
Por: Lorena Álvarez

¿Con qué acciones se inicia la reactivación de la economía?

– La situación es compleja desde la perspectiva económica. Es algo que no se ha vivido en cien años y con ello las consecuencias económicas que trae. Veo que se puede reactivar la economía a partir de tres pilares fundamentales, sobre todo en países como los nuestros que son diferentes a países plenamente desarrollados. Como motores de reactivación se ha identificado a la infraestructura, pero hay que planificarla, analizarla, estructurarla y ejecutarla. Ya se venían visualizando los frentes de desarrollo de infraestructura en la región centroamericana con la entrada en vigencia de leyes importantes que materializan un modelo que ha llevado al desarrollo económico a varios países. Este es el pilar número uno: reactivar la economía con inversión masiva en infraestructura, eso tiene un impacto directo en el desarrollo económico, el crecimiento del PIB, reducción de costos y mejoras en la rentabilidad y la reducción  del desempleo. Es un motor clave para la contundencia de la reactivación.

¿Se tienen proyectos específicos o se requiere de infraestructura en general?

– Hay que traer más demanda al país en los diferentes frentes de infraestructura que se necesitan, un ejemplo es el Metro Riel, un producto que ya estaría por llegar a licitación, y vemos desde proyectos de esa envergadura hasta proyectos de infraestructura social como el mejoramiento  hospitalario a nivel nacional. La reactivación económica tiene una relación directa con estos proyectos. Un tema importante es trabajar de cara al nuevo normal o al nuevo Doing Business que se tiene y que es a través de una plataforma digital y sin tener que desplazarse en carro, qué pasará con esa reducción de carros en las vías, este es un supuesto muy importante en el tema de movilidad, cómo va impactar eso a la movilidad del país.

¿Cuál sería el segundo pilar?

– Es la reactivación de la economía al apoyar a las micro, pequeñas y medianas empresas (mipymes) para salir adelante de esta crisis. Los gobiernos de Centroamérica nos han llamado para ir generando una plataforma con consultores de diferentes firmas que puedan aportar y asesorar a las mipymes para que puedan desde reestructurar sus deudas y neutralizar la falta de liquidez, hasta en las decisiones que tendrán que tomar de ahora hasta 24 meses para poderse reactivar. Las mipymes son un motor en la economía que con buenas asesorías y acceso a  liquidez, exenciones, reglamentos y leyes que les permitan darles una gracia de 24 meses para reactivarse de manera adecuada.

¿Dos años son los que tomaría a una mipyme recuperarse de esta crisis?

– No en todas las industrias, pero en el  sector más crítico que se tiene es la industria de hotelería y turismo que siguen cerrados. En los primeros 60 días se quedaron sin recursos para pagar su infraestructura y gastos que ya tenían y ¿cuánto tiempo se necesita para que se normalice la cantidad de personas que quiera hospedarse en un hotel? El plazo de 24 meses es un criterio que tengo al observar a la industria más afectada.

¿Qué incluye el tercer pilar?

– Son mecanismos alternativos de colaboración y legislación que el Gobierno ponga a disposición de los guatemaltecos para generar medidas de alivio mientras se reactiva la economía. En Guatemala este pilar cuenta con los 10 programas que anunció el Gobierno para aliviar al empresariado y a las personas, es importante señalar que son medidas que deben ser temporales y tener reglas claras.

¿Cuándo empezar con la reactivación?

– Si somos  visionarios se tiene  que empezar a trabajar ya. Todo toma tiempo, desde hacer leyes y ponerlas en marcha hasta generar licitaciones y adjudicarlas. Ahora se puede trabajar en la parte de creación del próximo plan de negocios que se tendrá como país para que en el momento oportuno que ya se pueda reabrir esté el andamiaje ya puesto.

La confianza en la economía está cayendo y en el corto plazo las expectativas que se tienen no son de realizar inversiones.

– Cuando hay crisis muchas empresas mundiales aprovechan para hacer adquisiciones a precios más eficientes e invierten ahora para reactivar en 18 o 24 meses. Hay que poner los ojos en los inversionistas interesados, porque eso genera oportunidades y el país tiene que hacer algo para atraer ese tipo de inversiones. Esto es parte de  los planes de negocios que se tienen que crear ahora. En la industria hotelera mundial muchas empresas van a apalancarse en esta crisis, van a comprar activos baratos y desarrollarlos en un futuro inmediato, pero hay más oportunidades en otros sectores.