Lunes 25 DE Mayo DE 2020
Inversión

Sugieren discutir las estimaciones de ingresos fiscales 2020 y 2021

Recomiendan realizar un escenario flexible para la proyección de ingresos tributarios.

Fecha de publicación: 27-03-20
En el actual escenario, la SAT tendría una brecha de Q300 millones respecto a la meta vigente.
Por: Lorena Álvarez

Las actuales estimaciones fiscales se consideraron con un crecimiento de la economía de 3.1 y 4.1 por ciento, con un nivel medio de 3.6 por ciento, la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT) y el Ministerio de Finanzas Públicas (Minfin) tienen que realizar ajustes con la nueva proyección de un rango entre 0.5 y 1.5 por ciento.

En abril, las autoridades inician con la elaboración de los escenarios macroeconómicos para las estimaciones del monto de ingresos tributarios, que se incluirán en el Proyecto de Presupuesto para el siguiente año.

El primer esfuerzo debe ser el plan para implementar el programa de emergencia que se aprobó esta semana para atender la situación actual que se enfrenta por el coronavirus, indicó Edgar Balsells, exministro de Finanzas. La ley que se aprobó tiene varias inconsistencias que deben resolverse para implementar los planes, agregó.

De acuerdo con el economista Maynor Cabrera, de la Fundación Economía para el Desarrollo (Fedes), en este momento hay mucha incertidumbre para fijar las metas de recaudación y elaborar una estimación de cierre de ingresos tributarios para este año. Mientras que para el escenario de 2021 recomendó que se tenga un mecanismo de flexibilidad.

Abel Cruz, exjefe de la SAT, dijo que este año con un escenario de crecimiento de uno por ciento se tendría una brecha de Q300 millones con respecto a la meta vigente de Q63.4 millardos, mientras que con el primer escenario que se planteó, la expectativa era lograr Q2.7 millardos más que en 2019.
El año pasado la recaudación fue de Q62 millardos y quedó una brecha en los ingresos de Q1.39 millardos.

La disminución del Producto Interno Bruto (PIB) a uno por ciento debería impactar en una caída de los ingresos por Q800 millones por el efecto económico, pero la meta vigente es la misma de 2019 por trabajar con el mismo plan de gastos, para 2020 se cerraría la brecha a Q300 millones, explicó Cruz.

Desafíos siguientes
El reto actual de la política fiscal es proponer una iniciativa que busque incentivar la economía y que provea recursos al Estado, sugiere Cruz.
Explicó que con la última exoneración de multas, recargos e intereses que se hizo en 2017 se logró una recaudación de Q1.5 millardos, pero la situación actual es más difícil porque la actividad económica no está funcionando con normalidad, por eso deben hacer propuestas innovadoras que permitan a las empresas y las personas estar al día con la SAT y que el Estado cuente con ingresos.
“Para alcanzar esto es necesario un acuerdo de país, para que el Ejecutivo presente una propuesta y el Congreso la apruebe”, dijo el ex Superintendente.

Balsells apoya la integración de una mesa técnica con las autoridades para plantear propuestas para el plan postcrisis y discuta los escenarios que se propone para este año y para 2021.
Los tiempos legales y técnicos continúan, lo que significa que se debe trabajar en el escenario presupuestario para 2021, a partir de cuál será la propuesta de gasto público para plantear las políticas monetaria y fiscal, añade Cruz que considera que se recurrirá a una política expansiva del gasto público para contribuir a reactivar la economía. Estos análisis deben realizarse mientras la SAT completa el proceso para elegir nuevo jefe de la entidad.

Q4.19 millardos


alcanzó la recaudación en febrero 2019, con lo que se acumularon ingresos por Q10.7 millardos en el bimestre.

Etiquetas: