Jueves 14 DE Noviembre DE 2019
Inversión

SAT avanza en ampliar la base tributaria

El año pasado se implementaron planes hacia sectores como propietarios de aviones, naves, vehículos para trabajo y con placas de alquiler.

 

Fecha de publicación: 14-05-19
En 2018 la SAT cerró con 2.2 millones de contribuyentes efectivos, incluyendo el registro del pago del impuesto de circulación.
Por: LORENA ÁLVAREZelPeriódico

La Superintendencia de Administración Tributaria (SAT) sumó el año pasado a 76 contribuyentes de los sectores de alquiler de bienes inmuebles, importación de vehículos y propietarios de naves y aeronaves que carecían de régimen para el pago de los impuestos correspondientes.

De acuerdo con la Memoria de Labores publicada por la SAT, al cierre de 2018 se afilió a 2 mil 116 contribuyentes con el plan para ampliar la base tributaria, lo que superó la meta prevista de 1,875.

Se actualizaron y depuraron los registros para implementar programas específicos de identificación de contribuyentes que realizan actividades gravadas y no declaran sus ingresos ante el fisco. Con estas acciones se inscribieron 41 arrendatarios de bienes inmuebles, 17 importadores de vehículos sin negocio registrado y 18 dueños de naves y aeronaves.

Entre los proyectos se implementó el registro de propietarios de camiones de volteo, de vehículos con placas de alquiler y de aeronaves. Además de notificaciones a propietarios de edificios de apartamentos y oficinas para lograr su registro en la SAT.

Fernando Suriano, intendente de Recaudación de la SAT, comentó que los planes buscan incluir a actores que por el giro de su operación tienen la obligación de estar registrados en uno de los regímenes tributarios. Para continuar con la ampliación de la base tributaria, este año se mantendrán planes dirigidos a importadores en general y a quienes están inscritos en el régimen de Pequeño Contribuyente, pero que supera el monto de Q150 mil anuales que establece la ley.

MÁS CONTROLES

Para el consultor Óscar Chile Monroy, en el sector comercial aún se tiene espacio para fortalecer los controles y aumentar la cantidad de contribuyentes y los ingresos fiscales. El combate al contrabando sigue siendo de los puntos pendientes, pues son productos que llegan a los consumidores sin el pago de los impuestos correspondientes, agregó.

Abelardo Medina, economista sénior del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (Icefi), comentó que la SAT debe identificar los agujeros que se le presentan en cada uno de los impuestos por el problema de la “no facturación” en áreas urbanas, por la venta de productos de contrabando. “No es el combate del contrabando en las fronteras, sino en el territorio nacional”, agregó.

Chile Monroy también señala que en las ventas en red o por catálogo en la mayoría de casos se realizan sin que se facture la compra al consumidor final, explicó el consultor al sugerir que sea el distribuidor mayorista un agente de retención para asegurar que se reporten los ingresos de todos los que participan.

“La no facturación tiene impacto en la recaudación del IVA, ISO y del ISR”.

Abelardo Medina, economista Icefi.