Viernes 22 DE Marzo DE 2019
Inversión

“Hay inversiones de unos US$50 millones detenidas en el área petrolera”

La entidad agrupa a cinco compañías productoras de hidrocarburos en el país y se ampliará para incluir a otras cuatro que están en la etapa de exploración.

Fecha de publicación: 20-02-19
María Teresa Ruiz, presidenta de la Asociación Guatemalteca de Empresas Productoras de Hidrocarburos Por: Lorena Álvarez elPeriódico
Más noticias que te pueden interesar

¿Cuáles son las condiciones actuales de la industria petrolera?

– Hay problemáticas comunes a las empresas a nivel de normativa o de procedimientos. La industria llegó a generar 30 mil barriles diarios y ahora es de 9 mil, esa baja se da por muchos motivos, entre ellos es que las inversiones de las empresas no se dan a la velocidad que se quisiera debido a que hay legislación que está desactualizada y ya no se adapta a la dinámica del sector, obviamente generar una propuesta es una tarea que requiere de análisis y tomar en cuenta a todas las instituciones que se involucran (Ambiente, Finanzas, SAT y otras entidades).

El tema petrolero no solamente se trata de regalías ya que en los contratos petroleros, el Estado es socio de las empresas, pero no corre riesgos, no realiza inversiones, pero recibe utilidades del negocio. En promedio el Estado recibe entre el 38 y 40 por ciento del neto de la venta de las empresas.

¿A qué se debe el declive de la producción?

– Entre otros factores a que para mantener el nivel de producción se requiere de trabajo e inversiones constantes. Si no hay contratos y áreas nuevas donde se pueda explotar, es difícil sostener lo que se tiene ahorita. Desde 2015 se han reducido mil barriles diarios, porque sin inversiones es difícil mantener la producción. Las empresas tienen la voluntad de invertir, pero hay trámites engorrosos en diferentes instituciones.

Hay Estudios de Impacto Ambiental detenidos desde hace seis años, actualización de instrumentos ambientales detenidos dos años y solicitudes de autorización para licitar servicios para perforar desde hace más de dos años en el Ministerio de Energía y Minas (MEM). Es difícil tener agilidad con este contexto.

¿Se tienen inversiones previstas para este año?

– Uno de los gerentes de una compañía nos decía: “Aquí es donde más nos cuesta invertir, porque nos toca casi pedir por favor al Estado que nos dejen invertir”. Se presentan los planes, presupuestos y después se quedan detenidos por los permisos. Todas las empresas tienen grandes planes, algunos más agresivos que otros, pero todos apuntando a alcanzar una producción entre entre 12 mil y 15 mil barriles diarios.

¿A cuánto ascienden las inversiones pospuestas?

– Haciendo una cuenta rápida… unos US$50 millones entre todas las empresas que ya están listas para ejecutar, pero que necesitan algunos trámites y autorizaciones.

Se hará nueva licitación para el contrato del oleoducto.

– Creo que las condiciones de la licitación deberían tender a mejorar el modelo económico del oleoducto, pero en esta licitación no se tienen mayores cambios en ese modelo. Además la licitación que hizo el MEM en julio 2018, aún tiene pendiente de que se resuelva un proceso contencioso administrativo y ya está convocada una nueva licitación. Perenco opera el oleoducto que es un activo estratégico para la industria y tiene que operarse de manera eficiente debido a que la producción no es suficiente y se debe lograr una tarifa que sea razonable para todos los que usamos el oleoducto. La empresa que lo opere debe tener la experiencia técnica y financiera para poder hacerlo.

¿Les afecta la suspensión del país en la Iniciativa de Transparencia de la Industria Extractiva (EITI, por sus siglas en inglés)?

– El sector apoya la iniciativa porque es algo sano para todos. Las cuentas en las empresas han sido auditadas por el MEM y la SAT, pero EITI tiene dos enfoques, no solo es auditar a las empresas, sino también cómo se están utilizando los recursos que pagan las empresas. Queremos que los recursos lleguen a donde se tienen que utilizar.

500

Empleos directos se generan en la industria petrolera.

Etiquetas: