Lunes 19 DE Noviembre DE 2018
Inversión

Los 120 tipos de semillas mejoradas sin tierra fértil

El Ministerio de Agricultura sin aprovechar los aportes tecnológicos del ICTA

Fecha de publicación: 11-01-18
Por: Geldi Muñoz elPeriódicio
Más noticias que te pueden interesar

 

Los programas del Ministerio de Agricultura, Ganadería y Alimentación para apoyo al agricultor son cuestionados por su “politización”, debido a que su uso es nulo en las zonas que pertenecen al mapa de pobreza.

El Instituto de Ciencia y Tecnología (Icta) trabaja en la producción de semillas bioforticadas para reducir la desnutrición en el país, desde que fue creado en la década de 1970 se han producido 120 tipo de semillas mejoradas para apoyar a los productores.

Sin embargo, en un estudio publicado en la revista del Instituto de Problemas Nacionales de la Universidad de San Carlos (Ipnusac), el investigador Mamerto Reyes-Hernández menciona que el uso de semilla mejorada no ha llegado a Chiquimula, en donde se localizan varios municipios considerados en extrema pobreza. Para este departamento han sido diseñadas distintas variedades que son de alto rendimiento para la zona.

Según el investigador, es necesario transferir esas tecnologías a los productores por medio del programa de extensión del Ministerio. Se buscó conocer una versión del titular de esta cartera, Mario Méndez Montenegro, sobre cómo se promueve el uso de estas semillas, pero en Comunicación Social aseguraron que tiene ocupada su agenda.

Sin prioridad

De acuerdo con el coordinador del Instituto por la Democracia, de la Coordinación de ONG y Cooperativas (Congcoop), Alejandro Aguirre, se determinó que en el programa de agricultura familiar es poco lo que utiliza para producir o almacenar semillas.

Alertó que 2018 es año preelectoral y si el Ministro de Agricultura mantiene sus aspiraciones políticas, la tendencia se mantendrá, por ello hay que estar atentos a las modificaciones que se harán al Q1.08 millardos de presupuesto.

En 2017 se asignaron Q352.4 millones para apoyo a la agricultura familiar, con las modificaciones el rubro alcanzó Q875.8 millones. Pero algunos subprogramas se vieron afectados. Al de apoyo a grupos de mujeres para actividades productivas le quitaron los Q2.3 millones asignados, al de producción de alimentos se le recortaron Q5.6 millones, y al de asistencia técnica para almacenamiento de granos básicos solo le dejaron Q1.6 millones, de los Q17.8 millones asignados.

Escasa inversión

Según el gerente general del Icta, Julio Morales, tienen un presupuesto de Q35 millones –Q29 millones para funcionamiento y el resto para generación y validación de tecnología–.  Agregó que le hicieron una propuesta al Legislativo para aumentar el monto a Q88 millones para retomar la parte pecuaria.

El especialista Danilo Dardón comentó que en otros países los proyectos de semillas son subsidiados por el Gobierno. El coordinador de transferencia de tecnología, Julio Franco, comentó que recientemente se han dedicado a producir semillas biofortificadas para reducir la desnutrición infantil, para ello trabajan con el proyecto Harvest Plus y otros centros.

En 2017 liberaron el camote ICTA Dorado e ICTA Pacífico, con alta cantidad de vitamina A, para el altiplano y costa sur; frijol ICTA Chortí, con hierro; y maíz ICTA B-9 con alta cantidad de proteína y zinc. En 2018 lanzarán dos cultivares: el maíz ICTA B-15, el hibrido HB-18 altos en proteína, y yuca con vitamina A.

Etiquetas: