[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Internacionales

Histórico despegue de cohete de SpaceX pone a dos astronautas rumbo al espacio


La misión era crucial: el primer vuelo espacial tripulado que sale de Estados Unidos en nueve años, y el primero confiado a una empresa privada.

foto-articulo-Internacionales

Los astronautas Bob Behnken y Doug Hurley despegaron este sábado del Centro Espacial Kennedy en Florida a bordo de un cohete de SpaceX, primera vez que una empresa privada de Estados Unidos logra concretar una misión de esta naturaleza para la NASA. El destino final es la Estación Espacial Internacional (ISS).

El cohete Falcon 9, de la compañía creada por Elon Musk, despegó según lo previsto a las 15H22 (19H22 GMT), y los primeros minutos de su ascenso transcurrieron sin inconvenientes, según la transmisión en directo que realiza la agencia espacial de Estados Unidos.

La primera etapa del cohete se separó de acuerdo al programa después de dos minutos de vuelo, cuando la nave ascendía a una velocidad de cerca de 4.000 km/h, dejando a la cápsula Crew Dragon en la órbita adecuada para llegar a su destino, la Estación Espacial Internacional, impulsada por la segunda etapa del cohete.

«Es increíble», dijo Donald Trump sobre lanzamiento de SpaceX. El mandatario asistió desde el Centro Espacial Kennedy, en Florida, al histórico lanzamiento. «Verdadera genialidad, nadie hace esto como nosotros», estimó.

https://platform.twitter.com/widgets.js

Tras el despegue fallido del miércoles debido a riesgos climatológicos, un nuevo aplazamiento de uno o varios días era aún es posible, pero SpaceX, fundada por Elon Musk, dio la luz verde este sábado para el llenado de los tanques del cohete en oxígeno líquido y queroseno.

«Estamos ‘go’ para el lanzamiento», anunció el director de lanzamiento de SpaceX, Mike Taylor, luego de haber dado luz verde al llenado de los tanques del cohete con oxígeno líquido y queroseno.

Los astronautas de la NASA Behnken, de 49 años, y Hurley, de 53, son expilotos militares que se unieron a la agencia espacial en 2000. El cohete Falcon 9 de dos etapas despegó desde la plataforma de lanzamiento 39A, la misma que utilizó el Apollo 11, la histórica misión de 1969 que posó por primera vez al hombre en la Luna.

La misión se desarrolla en medio de las restricciones impuestas para contener la pandemia del nuevo coronavirus, lo que obligó a los tripulantes a permanecer en cuarentena durante más de dos semanas y someterse a múltiples exámenes de COVID-19.

Esta vez no hubo una multitud de espectadores reunidos a distancia para observar el lanzamiento, como es habitual en estos eventos. La NASA pidió al público que se mantenga alejado de Cocoa Beach, el tradicional punto de observación, aunque esa solicitud no desalentó a los fanáticos de la exploración espacial, que se reunieron allí de todos modos durante el primer intento.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Hora clave para SpaceX

Desde que puso fin a su programa de transbordadores espaciales, la NASA debió pagar a Rusia para utilizar sus cohetes Soyuz y llevar a astronautas estadounidenses al espacio.

Esta misión de la cápsula Crew Dragon, llamada «Demo-2», resultará clave para SpaceX, compañía que Musk fundó en 2002 con el objetivo de desarrollar una alternativa de menor costo para los viajes espaciales tripulados.

Para 2012, logró convertirse en la primera empresa privada en acoplar una cápsula de carga a la ISS, y desde entonces ha proporcionado con regularidad servicios de reabastecimiento a la estación.

Dos años después, la NASA le encargó adaptar esa cápsula para el transporte de astronautas, para lo que pagó más de US$3 millardos a SpaceX, que debía diseñar, construir, probar y operar una cápsula que pudiera reutilizarse para seis viajes de ida y vuelta al espacio.

SpaceX realizó en marzo del año pasado la primera prueba de fuego de su cápsula -Crew Dragon- piloteada por Ripley, un muñeco cubierto de sensores cuyo nombre alude al personaje interpretado por Sigourney Weaver en la película «Alien».

El proyecto ha sufrido demoras y contratiempos de todo tipo, desde explosiones hasta problemas con paracaídas, pero así y todo SpaceX superó a su competencia, el gigante aeroespacial Boeing, que desarrolla en paralelo su cápsula Starliner.

Donald Trump desde la azotea del Edificio Operativo de la NASA. AFP

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia
Nuevamente la Gestapo en Cancillería
noticia EVELYN BOCHEelPeriódico
Auditores habrían desvanecido cargos en la Fedefut

Los trabajadores de la Contraloría fueron denunciados ayer en el MP.

 

noticia AFP
EE. UU. anunciará decisión sobre acuerdo con Teherán

El mandatario estadounidense revelará su decisión hoy, en medio de los últimos esfuerzos europeos por convencerlo para que no abandone el pacto de 2015.



Más en esta sección

The Garifuna Collective

otras-noticias

Las compras de la PNC bajo la administración de Tzuban

otras-noticias

Cientos de manifestantes mantienen activa la Plaza

otras-noticias

Publicidad