Domingo 18 DE Noviembre DE 2018
Hitech

Servicios en la nube

La computación en la nube potencializa la ubicuidad a la que nos acercó la Computadora Personal.

 

Fecha de publicación: 21-04-16
Más noticias que te pueden interesar

Julio González – smartspacesguatemala.blogspot.com -Instructor Certificado EV3 nivel Gold por Carnegie Mellon University’s Robotics Academy

 Hacia el tercer cuarto del siglo XX las computadoras eran máquinas enormes y carísimas, muy difíciles de manejar, a las que tenían acceso muy pocas personas en el planeta. Eran tan caras, raras y escasas que la relación era del orden de una computadora para el beneficio de varios científicos especializados, de uso casi exclusivo en las economías altamente desarrolladas.

Hacia finales del siglo la Computadora Personal era la norma, estas máquinas son lo suficientemente pequeñas como para tener una computadora en cada escritorio, inicialmente fijas del tipo “Desktop”, posteriormente móviles del tipo “Laptop”. Son consideradas “personales” porque la relación es aproximadamente una computadora por cada persona, además de que cualquier persona promedio puede adquirirlas y manejarlas. Se encuentran fácilmente en las economías de desarrollo medio y alto, y cada vez más también en las economías de bajo desarrollo.

En los últimos años, en todo el planeta vemos que el “Internet de las Cosas” se está evidenciando como realidad para la vida laboral y personal. La tendencia es que cada persona tendrá acceso a muchos dispositivos conectados al Internet, varios de ellos en el mismo instante.

La computación en la nube concentra el funcionamiento de las aplicaciones en “servidores” en Internet, y los dispositivos personales dejan de correr aplicaciones demandantes de recursos para convertirse en “clientes” de aquellos “servidores”.

Técnicamente debemos entender a la computación en la nube como la nueva forma de computación, en la que los dispositivos locales (computadoras, smartphones, tablets, etc.) almacenan y procesan cada vez menos datos mientras que los servidores en Internet se ocupan cada vez más de este procesamiento y almacenamiento masivo.

Las ventajas de la computación en la nube están asociadas con la seguridad, facilidad y confiabilidad, pero el disfrute real de estas ventajas están asociadas con la seriedad de los proveedores de los servicios asociados.

De acuerdo con esta tendencia, cada vez es más importante la conectividad y menos importante la potencia de cálculo o la capacidad de almacenamiento local. Asociado con la conectividad, también es importante la confianza que se tenga en los proveedores de acceso a Internet.

Así que cuando un usuario consulta su correo, por ejemplo accediendo a Gmail desde un navegador web, está accediendo a un servicio en la nube, y confía en que el servicio es bueno porque confía en el proveedor (Google) quien se encarga del almacenamiento, procesamiento y desarrollo de nuevas características.

En Guatemala como en todo el planeta es posible encontrar proveedores locales de servicios en la nube. La calidad del servicio dependerá de la experiencia y conocimiento que el proveedor local tenga en relación con los diversos proveedores globales, y de su capacidad y experiencia al integrar soluciones y realizar desarrollos propios.

La recomendación es que cuando Ud. contrate servicios en la nube para su empresa o su familia, pida referencias de los últimos dos o tres proyectos realizados por el oferente. De esta manera podrá verificar la capacidad técnica y el servicio post-venta que el oferente es capaz de brindar, evitándose sorpresas desagradables y desenbolsos innecesarios.

La nube ya está aquí, y como todo recurso sus beneficios dependen de tomar las decisiones acertadas en cuanto a su adquisición, uso y cuidado.

Etiquetas: