[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Tecnología

Astrónomos detectan una ‘medusa espacial’ en Abell 2877


La medusa tiene más de un tercio del diámetro de la Luna cuando se observa desde la Tierra, pero solo se puede ver con radiotelescopios de baja frecuencia.

foto-articulo-Tecnología

Un radiotelescopio ubicado en el interior de Australia Occidental ha observado un fenómeno cósmico con un parecido sorprendente con una medusa.

Publicado en Astrophysical Journal, un equipo australiano-italiano utilizó el telescopio Murchison Widefield Array (MWA) para observar un cúmulo de galaxias conocido como Abell 2877.

El autor principal y doctorando Torrance Hodgson, del nodo de la Universidad Curtin del Centro Internacional de Investigación en Radioastronomía (ICRAR) en Perth, dijo que el equipo observó el cúmulo durante 12 horas en cinco frecuencias de radio entre 87,5 y 215,5 megahertzios.

“Observamos los datos y, cuando bajamos la frecuencia, vimos que comenzaba a emerger una estructura fantasmal parecida a una medusa. Esta medusa de radio tiene una especie de récord mundial. Si bien es brillante en las frecuencias de radio FM, a 200 MHz la emisión casi desaparece. No se ha observado que ninguna otra emisión extragaláctica como esta desaparezca tan rápidamente”, explicó en un comunicado.

Este espectro excepcionalmente empinado ha sido un desafío de explicar. “Hemos tenido que emprender algo de arqueología cósmica para comprender la historia de fondo antigua de las medusas”, dijo Hodgson.

“Nuestra teoría de trabajo –explica– es que hace unos 2 millardos de años, un puñado de agujeros negros supermasivos de múltiples galaxias arrojaron poderosos chorros de plasma. Este plasma se desvaneció, se quedó en silencio y permaneció inactivo. Entonces, muy recientemente, sucedieron dos cosas: el plasma comenzó a mezclarse al mismo tiempo que ondas de choque muy suaves pasaron a través del sistema. Esto ha vuelto a encender brevemente el plasma, iluminando las medusas y sus tentáculos para que las veamos”.

La medusa tiene más de un tercio del diámetro de la Luna cuando se observa desde la Tierra, pero solo se puede ver con radiotelescopios de baja frecuencia.

“La mayoría de los radiotelescopios no pueden lograr observaciones tan bajas debido a su diseño o ubicación”, dijo Hodgson.

El MWA, un precursor del Square Kilometer Array (SKA), está ubicado en el Observatorio de Radioastronomía Murchison de CSIRO en la remota Australia Occidental.

El sitio ha sido elegido para albergar las antenas de baja frecuencia para el SKA, y la construcción está programada para comenzar en menos de un año. El SKA será miles de veces más sensible y tendrá una resolución mucho mejor que el MWA, por lo que puede haber muchas otras medusas de radio misteriosas esperando ser descubiertas una vez que esté operativa.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Agencias
Trump anuncia que no asistirá a la ceremonia de investidura de Biden
noticia Gonzalo Marroquín Godoy
¿Acciones aisladas o persecución dirigida?

No es casualidad que se acose, persiga o intimide a aquellos que resultan incómodos para el sistema político corrupto y dominante; ¿hasta dónde piensan llegar?

noticia
Avianca suspende vuelos en Guatemala durante marzo

Este mes no operarán los vuelos directos a Bogotá y Los Ángeles, pero la conectividad con esos destinos se mantiene vía El Salvador.

 



Más en esta sección

El Secretario General del MP se queda pese a señalamientos

otras-noticias

Juan Francisco Sandoval y su lucha contra la corrupción

otras-noticias

Funcionario de EE.UU.: “¿A qué está jugando, fiscal Porras?”

otras-noticias

Publicidad