[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Libros

Memoria de Roberto Díaz Castillo


Viaje al centro de los libros.

foto-articulo-Libros

Roberto Díaz Castillo (1931 – 2014) fue un intelectual, gran lector, editor y fino autor de obras que escarban en la memoria de una manera profunda y conmovedora. Su obra más importante es ‘Las redes de la memoria’, donde dejó testimonio de lo que significó su experiencia vital partiendo del asesinato por orden del dictador, de José León Castillo, su tío materno, y cierra dolorosamente el círculo de la narración con otro asesinato, el de otro José León, su hijo. 

Roberto padeció la pérdida de la patria, de la casa que es el corazón, del hogar, de la fe. Derramó sudor y sangre, y sufrió al lado de amigos que experimentaron pérdidas o persecución y que desaparecieron. En sus memorias dejó plasmada la bitácora del exilio, de los escondites, así como la dolorosa aparición discreta y clandestina en el funeral de su propio hijo, creyendo que era él mismo en la mortaja. Ya no se podía ver el mundo con los mismos ojos. 

La obra fue publicada por Flacso en 1998, en tiempos de paz, cuando el conflicto armado había llegado a su fin y el autor pudo finalmente retornar a la patria, y lamentablemente no se ha vuelto a imprimir, lo que es una lástima, porque las 366 páginas son un monumento a una época dejada atrás, a la Guatemala de los años del conflicto armado.

Roberto Díaz Castillo nació el año de llegada al poder de Ubico, el montador de caballo, ciclista, motorista y boxeador que gobernó durante su niñez y adolescencia, en un hogar de actitud insumisa, alimentada por los mártires, en los tiempos que se construyó la Torre del Reformador, el edificio de Correos, el Palacio de la Policía y el Palacio Nacional, eventos que el niño se perdió porque la familia se trasladó a Cobán, donde su papá trabajaba en una farmacia local de químico. El caserón era inmenso, de diez balcones a la calle adornados con macetas de geranios y pelargonios. Abajo estaban las estanterías misteriosas llenas de frascos, y ellos habitaban el segundo nivel. El mundo q’eqchi’ lo impresionó observando la realidad mientras su padre despachaba menjurjes, hablando en un lenguaje sonoro incomprensible.

Vivió la juventud en los tiempos de la revolución de Arévalo y Árbenz, con ardor y pasión, optimista en el futuro, hasta que la intervención extranjera terminó con las ilusiones, dando inicio a sus tiempos de exilio errante, por Chile, México, Nicaragua, donde dirigió la ejemplar Editorial Nueva Nicaragua, en la década de los sandinistas, que fue mi oportunidad de conocerlo. El piloto anunció que estábamos por tocar tierra libre. El calor de Managua invadió la nave de Lanica, que ya era operada por Copa, el sol inagotable. El paisaje plano y seco en el horizonte, la pista de concreto con sus espejismos apareciendo y desvaneciéndose. Al pie de la escalera metálica estaba Roberto, dándome la bienvenida como a un hermano. Esa noche brindamos con Extraseco sin hielo, en vasos que eran mitades de viejas botellas de bebidas gaseosas, aromatizadas las bebidas con hojas verdes y frescas de yerbabuena.

En ‘Las redes…’ cuenta anécdotas de secuela de exilios y cosmopolitismo literario, contemplando los años vividos, como inventario similar al de los objetos que arrastraba de un país a otro, caballos de madera, iglesias de cerámica, alcancías, planchas de hierro, máscaras, retablos, instrumentos musicales, fotografías, exvotos, telas y dibujos enmarcados. La patria presente en todo momento, como los amigos.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia EFE
Unos 310 inmigrantes hondureños en caravana a Estados Unidos han retornado

Un total de 310 inmigrantes hondureños de los salieron en caravana hacia Estados Unidos el 30 de marzo pasado han retornado a su país desde Guatemala, informó este domingo una fuente oficial en Tegucigalpa.

noticia Evelin Vásquez/elPeriódico
México ofrece pagar gastos de repatriación de guatemaltecos
noticia Estuardo Porras Zadik
A tuto

Parece ser que, por el momento, el norte le apuesta a la “estabilidad” política del país.



Más en esta sección

Los vínculos de la nueva Fiscal contra Delitos Electorales

otras-noticias

Política sin aplausos

otras-noticias

La mitad de los europeos está totalmente vacunada

otras-noticias

Publicidad