[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Cine & TV

Llora, macho


A los 91 años y en plena pandemia, Clint Eastwood regresa con su película número 35 como director, un wéstern contemporáneo y sentimental. 

foto-articulo-Cine & TV

 “Ya no me veo como a los 20. ¿Y qué? Eso significa que hay tipos mucho más interesantes que puedes interpretar”, dice Clint Eastwood, decidido en este momento de su vida a encontrarle el costado positivo a todo. También a la evolución de su carrera como héroe cinematográfico. En su caso no parece una frase convencional ni un lugar común, sino una declaración de principios hecha y derecha. Basta con reencontrarla en alguna de las pocas entrevistas que aceptó en vísperas de la llegada de ‘Cry Macho’, su película número 39 como director, cuyo estreno en simultáneo en salas y en ‘streaming’ (‘HBO Max’) es mañana en Estados Unidos.

A los 91 años, Eastwood no tiene hoy nadie que se le parezca. No hay otro director o actor que a esa edad logre despertar tanto interés global con cada nueva aparición. “Esta es una película extraña en el mundo actual, algo fuera de ritmo”, admitió Eastwood en una conversación con el diario ‘Los Angeles Times’ desde Carmel, la pequeña localidad costera de California de 4 mil habitantes que es su lugar en el mundo y que llegó a gobernar como alcalde entre 1986 y 1988. Allí tiene una propiedad en un club de campo que utiliza, entre otras cosas, para jugar al golf y criar algunos caballos.

No es lo único que lo mantiene ocupado. Dice que toca un rato el piano todos los días y recibe todo el tiempo la visita de alguno de sus ocho hijos (que tienen entre 24 y 67 años) y sus nietos. Jamás piensa en el retiro, aunque reconoce que todavía no apareció un proyecto que lo entusiasme lo suficiente como para tomarlo como referencia de una próxima película. “Todavía no se filtró nada nuevo frente a mi vista como para entusiasmarme. Pero lo mismo me pasaba antes de ‘Cry Macho’. Estoy abierto a que eso vuelva a ocurrir. A que aparezca como siempre una nueva historia que me parezca divertida contar”.

El gallo

‘Cry Macho’ es un proyecto que Eastwood venía considerando desde 1988, cuando el productor Albert Ruddy se lo propuso. Eastwood pensó que podría dirigirlo y que Robert Mitchum interpretaría al personaje principal, un veterano astro del rodeo y experto criador de caballos que acepta una propuesta de un antiguo jefe, resuelto a recuperar a su hijo adolescente que vive en México junto a su madre.

La idea no prosperó y con el tiempo el proyecto fue considerado por distintas figuras de Hollywood, de Burt Lancaster a Roy Scheider y Pierce Brosnan. Durante un buen tiempo, Arnold Schwarzenegger pensó que ‘Cry Macho’ iba a ser el proyecto ideal para volver al cine después de su experiencia como gobernador de California. Pero nada de eso ocurrió y Eastwood, por fin, después de largas décadas de espera, resolvió tomar la idea en sus manos.

La acción transcurre en 1979 y se concentra en ese peculiar viaje de regreso a Texas compartido por el anciano y el muchacho a través de zonas rurales de Texas. ‘Cry Macho’ es también una alusión a las peleas de gallo de las que el chico participa con la intención de ganar algún dinero. Y una suerte de alegoría sobre quienes se dedican a hacer ostentación de su virilidad.

El gallo aparece a lo largo de toda la película, pero la producción tuvo que recurrir a 11 ejemplares distintos. “No son los animales más versátiles del mundo”, ironizó Eastwood. A propósito de animales, es la primera vez en casi 30 años, desde ‘Los imperdonables’ (1992), que Eastwood se sube a un caballo. La película tiene todo el aspecto visual de un wéstern contemporáneo, con su gran estrella luciendo de nuevo el clásico sombrero de los ‘cowboys’. Su personaje, Mike Milo, forma parte de ese mundo como antiguo campeón de rodeo.

El rodaje completo de ‘Cry Macho’ se hizo en plena pandemia. Comenzó el 4 de noviembre de 2020 en Albuquerque (Nuevo México) y se extendió hasta el 16 de diciembre en otros lugares cercanos, como el condado de Socorro y la pequeña y pintoresca ciudad de Belén, de atmósfera similar a la de los pueblos mexicanos. El elenco también muestra esa característica bilingüe: Rafo, el muchacho que acompaña a Eastwood en el viaje de regreso a Estados Unidos, está interpretado por el joven mexicano Eduardo Minnett. A él se suman sus compatriotas Natalia Traven y Horacio García Rojas, junto a la chilena Fernanda Urrejola. La única figura angloparlante destacada es la de Dwight Yoakam, un conocido cantante ‘country’ que tiene una carrera paralela como actor.

COVID-19

El COVID-19 nunca fue una preocupación para el nonagenario Eastwood. De hecho, el único inconveniente que recuerda alrededor de los contagios fue la situación que afectó a una de las niñas que aparecen en la película como nietas de uno de los personajes centrales. “Le hicieron una prueba y resultó ser un falso positivo. Después de todo, podíamos contar con ella en el elenco. Estaba tan eufórica que fue uno de los días más felices del rodaje”, contó Eastwood, famoso también por sus métodos rápidos de filmación y por saber más que cualquier otro de sus colegas lo que significa la economía de recursos y el ahorro de tiempo y dinero en esas cuestiones. Más que preocuparse por su condición de persona de riesgo frente al COVID- 19, Eastwood estaba atento a las posibles demoras en sus siempre eficientes planes de rodaje por la posible aparición de algún caso. Eso no ocurrió y ‘Cry Macho’ se filmó en algo más de un mes.

Todos creían que Eastwood le había dicho adiós a la actuación en ‘La mula’; tuvo que volver del pasado un viejo proyecto para que cambiara de opinión. A los 91 años encontró otro “tipo interesante” para personificar. Un nuevo ejemplo (¿ahora sí el definitivo?) del eterno camino de un héroe cada vez más y más humanizado.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Helmer Velásquez
Medio gobierno. Resultado: media vacuna

La imprevisión como norma.

noticia Redaccion/elPeriódico
Realizan pruebas de COVID-19 a trabajadores del Congreso

La acción fue impulsada por la UNE. En tanto que el Legislativo hizo una desinfección de dos de sus instalaciones.

noticia Italo Antoniotti
El origen de la dictadura

Bukele ha instrumentalizado su amplia mayoría para cumplir una agenda personal. 



Más en esta sección

Diputado denuncia vencimiento de pruebas en hospitales de Escuintla y Zacapa

otras-noticias

Inacif determina causas de muerte de pareja

otras-noticias

Trabajadores del MP son detenidos con Q200 mil en efectivo

otras-noticias

Publicidad