[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Cine & TV

Francia rendirá homenaje a Belmondo el jueves en París


El tributo póstumo que se ofrecerá al histrión es reservado a militares y a personajes que han marcado su tiempo con sus obras.

foto-articulo-Cine & TV

Francia rendirá el jueves un homenaje nacional al popular actor Jean-Paul Belmondo, cuyo fallecimiento el lunes en París a los 88 años ocupó portadas en todo el mundo y recibió sentidas despedidas de intérpretes consagrados del séptimo arte.

«Es un día triste para la cultura. Un gran actor y un icono del cine francés y europeo nos dejó. Descansa en paz», tuiteó Antonio Banderas, junto a una imagen de Belmondo en la emblemática A bout de souffle (Sin aliento, Al filo de la escapada, 1960).

Este filme de Jean-Luc Godard, que dejó para la posteridad su imagen con un cigarrillo entre los labios como el seductor delincuente Michel Poiccard, lo lanzó al estrellato y lo confirmó como uno de los rostros de la Nouvelle Vague.

Con 80 filmes a sus espaldas, desde películas de acción a otras de cine de autor, Bébel era una de las últimas estrellas populares y representante de una memorable generación, junto a Alain Delon y Brigitte Bardot.

«Pienso en él, lo amaba. Lo echo de menos y no quiero hablar más de ello, el dolor más intenso es mudo», escribió en un comunicado enviado a la AFP Bardot. El lunes, Delon se dijo «completamente devastado».

La presidencia francesa indicó este martes a la AFP la celebración el jueves de un homenaje nacional en el complejo de los Inválidos a Belmondo, al que el presidente francés, Emmanuel Macron, condecoró en 2019 como gran oficial de la Legión de Honor.

«Era un tesoro nacional», «un héroe sublime y figura familiar, un temerario incansable y mago de la palabra», aseguró el lunes Macron, para quien los franceses se reconocían en el actor de rostro de boxeador.

Originalmente reservado a los militares, el patio de los Inválidos acoge también homenajes a figuras que marcaron su tiempo, como ocurrió en 2018 con el cantante Charles Aznavour.

El homenaje «será seguramente solemne porque así debe ser. Pero al mismo tiempo tenemos que aplaudir muy fuerte», dijo Jean Dujardin —Óscar al mejor actor por «The artist» en 2011– a la cadena BFMTV. «Perdemos a un guía», agregó.

Su funeral tendrá lugar el viernes a las 11H00 (09H00 GMT) en la iglesia parisina de Saint-Germain-des-Prés, al que seguirá una incineración en la intimidad, indicó a la AFP su abogado Michel Godest.

«El feo más seductor»

Muestra de su fama en Francia, su imagen protagonizó las portadas de los diarios, que despidieron a Le Magnifique (El magnífico) o L’as des as (As de ases), en recuerdo de los títulos de dos de sus películas más famosas,  e incluso al «actor que amábamos». 

«Aunque sólo fuera cine, usted era un poco uno de los nuestros», tuiteó la Policía Nacional. Y más de 6.6 millones de franceses vieron las películas difundidas el lunes por la noche por televisión para recordarlo, según datos de Médiamétrie.

Fuera de Francia, la prensa internacional también rindió homenaje «al feo más seductor», según el diario argentino Clarín, a «un emblema de la Nueva Ola francesa» (La Tercera, Chile) o al «seductor canalla» (El Mundo, España).

El diario Variety, la biblia de Hollywood, lo comparó incluso con James Dean, Humphrey Bogart y Marlon Brando.

Belmondo simboliza el tiempo de crecimiento económico tras la Segunda Guerra Mundial, el del «fin de un período difícil cuando la gente quería soñar», indicó a la AFP el historiador del cine Patrick Brion.

Nacido el 9 de abril de 1933 en Neuilly-sur-Seine, un suburbio acomodado de París, se crió en una familia de artistas. Su padre, de origen italiano, era un reconocido escultor. 

Belmondo actuó a las órdenes de los más reconocidos directores de la época, como Vittorio de Sica, François Truffaut, Claude Chabrol, Alain Resnais o Claude Lelouch, pero fue un encuentro con Godard, cuando no tenía aún 30 años, el que selló su destino.

Después vendría la emblemática A bout de souffle y toda una serie de éxitos como L’homme de Rio (El Hombre de Río, 1964) de Philippe de Broca, Pierrot le fou (Pierrot el loco, 1965) de Godard o «Itinéraire d’un enfant gâté» («El imperio del león», 1988) de Lelouch, por el que ganó un César al mejor actor.

Sin embargo, un accidente cerebrovascular, en 2001, eclipsó su estrella y lo hizo desaparecer prácticamente de la pantalla. A principios de año fue hospitalizado por un cansancio generalizado.

También te puede interesar:

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Luis Fernando Andrade Falla
Afganistán le abre la puerta a un mundo multipolar

La comunidad internacional observa perpleja el desarrollo de estos acontecimientos.

noticia EFE
Oscar Isaac se pasa a Marvel con «Moon Knight»

Luego de triunfar como Poe Dameron en Star Wars, el actor protagonizará esta nueva serie.

noticia EFE
Salvadoreños protestan nuevamente contra Gobierno de Bukele y sus decisiones

La marcha se dio sin mayores incidentes o actos de vandalismo y agentes antidisturbios colocaron una barricada para evitar que los manifestantes llegaran al Congreso.



Más en esta sección

América será sometido a un dura prueba

otras-noticias

Rublev queda eliminado

otras-noticias

Primer triunfo de la Real Sociedad

otras-noticias

Publicidad