[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Editorial de hoy

Un partido bipolar

opinion

A propósito del discurso electoral.

En el medio del período electoral, se multiplican los encuentros para intercambiar, debatir, promover o rechazar propuestas políticas; esto ha sido especialmente profuso en el actual proceso en donde está en cuestión el sistema electoral mismo. Pues bien, por razones de oficio e interés personal, he participado en la exposición de algunos programas electorales y leído otros, –pocos por cierto– la oferta programática no es abundante. En ese tránsito, me encontré con el “equipo técnico” del líder, quienes presentaron una serie de ideas elaboradas, sobre lo que pretenden ejecutar una vez empoderados. Debo reconocer que me sorprendió ver –entre ellos– intelectuales respetables y de largo rodaje. Ya sobre el fondo de la propuesta, mi percepción fue estar escuchando una corriente política distinta, ajena a las estridencias del líder partidario o al cinismo de sus congresistas.

 

Se trata de un partido bipolar –fue mi comentario: un ala que concentra el poder de la institución y está dedicada a cometer todo tipo de tropelías en función de alcanzar el gobierno y otra con intelectuales, dedicados a ornamentar la propuesta. El policía bueno y el malo. Quizá así haya sido siempre –no presumo de descubrir el agua azucarada– tampoco es una pose de ingenuidad política, lo traigo a cuenta porque, dice mucho de nuestro sistema político y no necesariamente en los mejores términos. Así por ejemplo se dejó escuchar una elocuente exposición sobre las formas en que se combatirá desnutrición y hambre a través de incrementar producción y productividad de los campesinos; lo cual con una aplicación permanente, en veinte años, terminaría con los flagelos. Oyendo aquello recordaba las cínicas expresiones del Secretario General del partido, cuando nos “informó” porqué su bancada no apoyaba la aprobación de la Ley de Desarrollo Rural Integral. Cuando se sintetizó la propuesta de educación para el país, no pude sino recordar a aquel congresista que educadamente quemó cohetes en el recinto parlamentario o cuando el Vicepresidenciable actual, en otro recinto, expuso con la mayor frescura que ellos “integrarían” a los indígenas. Es el reflejo de no tener sustento ideológico partidario.

 

Esta actitud bipolar, que se repite en todas las estructuras partidarias, es uno de los fundamentos para exigir el derecho a rechazar la oferta electoral a través de un voto nulo vinculante y explica, en parte, porqué la reforma a la Ley Electoral, camina cuesta arriba en el cenáculo legislativo. En síntesis un círculo versado encargado de la “casaca fina” y un poder real en manos de los hooligans.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Aquiles Faillace
Desconfianza, desesperanza e incertidumbre

Saldo de la pandemia y su manejo.

noticia AFP
Corte electoral realizará escrutinio en Uruguay
noticia Por Rogelio Salazar de León
Somos tan feos

Ya no se trata de la verdad o la mentira, ya no se trata de la izquierda o la derecha, ya no se trata de ideología, de vencer ni de convencer, se trata sólo de mal gusto.



Más en esta sección

Gobierno y sector privado presentan propuesta para impulsar las exportaciones

otras-noticias

Nuevas restricciones en Madrid por el virus, mientras el gobierno español baraja el estado de alarma

otras-noticias

Opositor venezolano Leopoldo López en camino a España tras salir de la embajada en Caracas

otras-noticias

Publicidad