[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Emprender

Una granja de pollos, sin químicos y con música


Se ofrece un producto libre de hormonas, esteroides y antibióticos, así comenzó un nuevo emprendimiento.

foto-articulo-Emprender

“Mi emprendimiento surge de una crisis”, cuenta Karin Hahmann, productora de pollo de patio libre de hormonas, esteroides y antibióticos. En la actualidad cría aproximadamente 500 unidades al mes, un negocio pequeño, pero que avanza.

El emprendimiento se caracteriza porque la crianza de los pollos se les da el tiempo necesario para crecer, no aceleran ningún proceso. No se les administra ningún químico para acelerar el crecimiento y tienen sus horas de sueño que demanda la naturaleza.

“Meses antes de esta crisis, por motivos de salud de mi pareja se me ocurre empezar la crianza de unos pollos, sin hormonas, sin esteroides, sin antibióticos y para consumo personal. Algunos de nuestros amigos que los probaron les gustaron mucho”, recuerda.

Hahmann comenta que en noviembre 2017, se quedó sin trabajo. “Mi pareja me dice, los pollos han gustado mucho, ¿por qué no haces crecer el negocio? Yo te apoyo. Vi luz”, relata.

Así comenzó el emprendimiento Pollo Smile.

“Enseñar con amor todo fluye, al principio los muchachos seguro pensaron que estaba loca, pero en realidad me complace ver, que han llegado personas a conocer y los oigo hablar de los pollos y pienso que hasta en ellos ha sido un impacto”, dice.

Nueva técnica

Esto se debe a que la crianza que fomenta Hahmann se caracteriza porque les pone meditaciones, música, les habla, son bien tratados y se pastorean. “Llevé mi toque personal a otro negocio completamente diferente”, indica.

En la actualidad este emprendimiento genera tres empleos fijos, y tres personas más llegan una o dos veces a la semana.

Beneficios

Recuerda que al principio tenían una elevada mortalidad y los costos altos, sin embargo, han logrado curarlos con aceites esenciales, antibióticos naturales como té de limón y orégano. “Se distribuyen productos biorremediadores y son productos totalmente orgánicos y que nos ha ayudado a la crianza de pollos de forma impresionante”, agrega.

Beatriz Lix
Editora de la sección Economía. Dedicada al periodismo desde hace 21 años y al periodismo económico desde hace 18. Periodista y Licenciada en Ciencias de la Comunicación de la USAC.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Miguel Ángel Sandoval
Tramposos esos del Banco Mundial
noticia
Grupo D – Francia, el gran favorito
noticia Redacción/elPeriódico
Presentan manufacturas de última generación 


Más en esta sección

De la escasez a la abundancia

otras-noticias

Hacia la era digital de elPeriódico

otras-noticias

“Harry & Meghan” fustiga a la prensa británica, la familia real y el racismo

otras-noticias

Publicidad