[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Economía

La basura que alimenta la red eléctrica


La energía generada a partir de gas metano reduce el impacto ambiental a la vez que se convierte en un negocio rentable.

 

 

foto-articulo-Economía

Entre la basura que llena el vertedero de la zona 3 se encuentran 30 pozos que captan el metano que surge de la descomposición de la basura orgánica. Este gas se traslada a través de tuberías a una planta donde se convierte en un combustible capaz de generar energía eléctrica.

La planta, propiedad de Industrias de Biogás, inyecta 1MW a la red de la Empresa Eléctrica de Guatemala (EEGSA) desde mayo de 2015, Esa cantidad de energía puede abastecer a más de 1,200 hogares. Según lo adjudicado en la licitación PEG 2-2012, la relación entre ambas empresas se prolongará hasta el 30 de abril de 2030.

Christian Siliézar, gerente de Industrias de Biogás, explica que la idea es participar en nuevas licitaciones para inyectar más energía a la red. Por lo pronto, en noviembre se incorporarán tres nuevos motores con los que se espera estar generando en dos años 5MW.

“A finales de año podríamos estar generando 4MW y para mayo de 2017 ya tenemos comprometidos con EEGSA 2.5MW. Pero la capacidad potencial teniendo en cuenta la basura del vertedero y los nuevos motores es de 8MW, siendo realistas y a la máxima capacidad”.

Hasta el momento, la inversión de la primera fase asciende a US$2.7 millones aproximadamente. La segunda fase donde entran los tres nuevos motores ascenderá a US$4 millones más. Cada motor cuesta alrededor de US$1 millón y se espera que el negocio empiece a generar beneficios en tres años.

Menos impacto ambiental

Ivette Zambrano, vocera de la EEGSA, explicó que en los últimos tiempos la empresa que representa se propuso diversificar su matriz de producción introduciendo más energías limpias.

El propósito es no impactar tanto al medio ambiente, a la vez que se reduce la tarifa para los consumidores. Afirmó que con la diversificación de la matriz se logró una reducción de la tarifa del 23 por ciento.

Siliézar opina que se está generando un beneficio social y ambiental, ya que se reducen olores y el gas que antes iba a la atmósfera ahora se convierte en energía. Desde que se empezaron las pruebas de la planta, en 2014, se han reducido alrededor de 50 mil toneladas de dióxido de carbono.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Claudia Ramírez / elPeriódico
La foto que volvió famosa a la gata gruñona cumple diez años
noticia Redacción El Periódico
Diego Vásquez: “De igual a igual contra Guatemala”
noticia Alexander Valdéz/elPeriódico
Acusados en el caso La Línea hacen última petición a Tribunal 


Más en esta sección

Los decanietos de la chingada

otras-noticias

Genéricos, más caros que las medicinas de marca

otras-noticias

La genuina autonomía universitaria es ahora resistencia

otras-noticias

Publicidad