[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Salud

Cáncer de tiroides: las mujeres son más propensas a padecerlo


La causa de este cáncer aún es desconocida y no suele presentar síntomas claros.

foto-articulo-Salud

El cáncer es una enfermedad letal que afecta a millones de personas en el mundo. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS) en el 2020 la enfermedad alcanzó a 19.3 millones de personas y cobró la vida de 10 millones.

Este mal es una enfermedad genética causada por cambios en los genes que controlan la manera como funcionan las células del cuerpo humano, especialmente la forma como crecen y se dividen. Este defecto genético puede afectar a hombres, mujeres y niños en diferentes partes del cuerpo. 

Existen diversos tipos de cáncer, unos más comunes que otros, entre ellos se encuentra el cáncer de tiroides. En todo el mundo se producen más de 567 mil nuevos casos de cáncer de tiroides al año, y se estima que más de 41 mil personas mueren a causa de la enfermedad.

Según un comunicado de Bayer, dos de los factores de riesgo que podrían predisponer a una persona para padecer este tipo de cáncer son ser mujer y tener entre 20 y 45 años de edad.

Si a esos factores se le suma la exposición a radiaciones en la cabeza o el cuello; antecedentes de agrandamiento de la tiroides (conocido como bocio); si en la familia hubo o hay enfermedad tiroidea o cáncer de tiroides; las posibilidades de padecer la enfermedad aumentan.

La causa del cáncer de tiroides aún es desconocida y no suele presentar síntomas claros. No obstante, es necesario consultar a un médico cuando se identifican signos como un bulto que se puede sentir en el cuello, cambios en la voz y ronquera, dificultad para tragar, dolor en el cuello o la garganta y ganglios inflamados en el cuello.

¿Qué es el cáncer de tiroides?

Este tipo de cáncer sucede cuando las células de la tiroides mutan, permitiendo que crezcan y se multipliquen a gran velocidad, acumuládose y formando un tumor. Se estima que el 90 por ciento de estos tumores son benignos, pero los cancerosos pueden esparcirse por el cuerpo y causar serios daños al organismo, hasta comprometer la vida del paciente.

Según Mayo Clinic, existen diversos tipos de este cáncer, entre ellos, el cáncer papilar de tiroides, que es el más común y es el más frecuente entre personas de 30 a 50 años de edad. El cáncer folicular de tiroides, el cual suele afectar a personas de más de 50 años. 

También se encuentra el cáncer anaplásico de tiroides, que es muy raro y se presenta en personas mayores a los 60 años el cáncer medular de tiroides, que se relaciona con los niveles altos de la hormona calcitonina.

¿Cuál es el diagnóstico y tratamiento?

El paso inicial para detectar una amenaza de cáncer de tiroides es identificar protuberancias en el cuello. Entonces, si una persona ve o siente que su cuello está hinchado o que hay una masa extraña ahí, es de suma importancia acudir al médico. 

A partir de allí, el doctor podrá realizar estudios por imágenes como ultrasonidos o con exámenes de sangre. Asimismo, la aspiración con aguja fina es el método más confiable para diagnosticar un cáncer de tiroides, este consiste en la inserción de una aguja en la zona afectada para sacar una muestra de células o líquido para ser examinados usando un microscopio.

En cuanto a su tratamiento, hay diferentes formas de atenderlo como por ejemplo la cirugía, para extirpar el tumor o la tiroides parcial o completa; radioterapia, para destruir las células cancerosas o impedir que crezcan y la quimioterapia, para interrumpir la formación de células cancerosas.

Asimismo, existen otros dos tipos de tratamiento, la terapia con hormona tiroidea, para eliminar hormonas o bloquear su acción y la terapia dirigida, para atacar células cancerígenas específicas.

El tratamiento de este cáncer casi siempre incluye la extirpación quirúrgica de parte o de la totalidad de la glándula tiroides, el cual es el tratamiento curativo del cáncer de tiroides diferenciado. Luego, el de yodo radiactivo, que es un tratamiento coadyuvante y que sirve para evitar que el cáncer regrese o recurra.

Según datos de Bayer, la tasa de sobrevida a los cinco años es de 98 por ciento aproximadamente. Diez por ciento de los cánceres diferenciados pueden presentar conductas más agresivas con el tiempo. 

Actualmente las opciones de tratamiento y los avances médicos han dado paso a soluciones innovadoras que ayudan a mejorar la calidad de vida de los pacientes con cáncer de tiroides.

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Samuel Pérez-Attías
Nadie escoge nacer…

…Y nadie escoge nacer bajo las circunstancias en que nace.

noticia EFE
Industria de maquila hondureña avanza tras recuperación de demanda en EE.UU.

La maquila hondureña Matamoros cuenta con 173 mil empleos permanentes y espera crear hasta 10 mil nuevos puestos de trabajo, acotó el alto representante de la Asociación Hondureña de Maquiladores.

noticia EFE
Glenn Close: “No pienso mucho en los halagos”

La actriz abandonó Los Ángeles y Nueva York para vivir en una pequeña casa en un estado rural alejado de los focos



Más en esta sección

Guatemala bajo la lupa

otras-noticias

Flores evade citación con bancadas opositoras

otras-noticias

Laboratorio de Datos reporta un exceso de mortalidad de 25 mil 17 personas

otras-noticias

Publicidad