[theme-my-login default_action="register" show_links="0"]

¿Perdiste tu contrseña? Ingresa tu correo electrónico. Recibirás un correo para crear una nueva contrseña.

[theme-my-login default_action="lostpassword" show_links="0"]

Regresar

Cerrar

Publicidad

Columnistas

La balada de la dependencia sexual

opinion

Lado b

Mackie Messer, aka Macky Navaja, carterista, traficante, pícaro, tiene que huir del pueblo. Polly Peachum, la muchacha que acaba de desposar, le advierte que el Sr. Peachum, su padre y líder de una empresa que maneja mendigos y ladrones, lo ha denunciado con el comisario Tiger Brown y la policía está tras su huella para hacerle pagar las suyas y las ajenas. Makie se escabulle por calles oscuras, sabe que si lo prenden le espera el calabozo y la horca. Antes de esfumarse, sin embargo, quiere despedirse de todo lo que su vida ha sido hasta entonces con una noche de placer y desenfreno junto a las muchachas del prostíbulo de la localidad. Sabe que lo mejor es escapar, pero su debilidad por el sexo y la bebida es más fuerte que su instinto de sobrevivencia. Cae en la trampa y camina hacia la traición, la cárcel y la muerte… Esta es la historia que cuenta la icónica Balada de la dependencia sexual (Ballade von der sexuellen Hörigkeit), parte de la Ópera de tres centavos de Bertolt Brecht y Kurt Weill. Interpretada originalmente por Lotte Lenya, también la han versionado de manera poderosa Ute Lemper, Nina Hagen, Marianne Faithfull. El tema es ideal para un narco corrido, pero ni Weill ni Brecht eran el Komander y prefirieron la poesía.

Mackie Messer es un delincuente inteligente, que comprende que, en los tiempos que corren, la frialdad, el pragmatismo, el cálculo, el desapego a cualquier tipo de sentimiento son la base del éxito de su empresa, pero persiste en él un dejo de romanticismo (de poesía) que al final termina por perderlo. Algo de esto hay en la historia de el Chapo, un hombre que ha burlado sistemas de seguridad aparentemente inviolables, un humilde sembrador de marihuana que fue capaz de armar un imperio con ejércitos y policías pisándole los talones. Para eso, se necesita temple, un cerebro gélido, inmune a cualquier tipo de sentimentalismo, una inteligencia casi superior, o eso es lo que uno está tentado a pensar.

Pero así como la debilidad de Mackie eran la bebida y Polly y Lucy y Jenny y otras chicas del montón. La debilidad de el Chapo son las telenovelas, las que lo llevaron al abismo. Un tipo que sabe que su vida y su libertad penden de un hilo, pero que no puede resistirse a tener una cita con uno de los sueños mojados de cualquier televidente. Kate del Castillo, la Reina del Sur, diva glamourizada por la pantalla chica, que puede tomar con la misma elegancia y delicadeza un cuerno de chivo o una taza de té. Nada que ver con las verdaderas reinas del narco, oxigenadas, broncas, rudas, pintarrajeadas, sin ápice de sofisticación.

La verdad es que el Chapo también tiene su corazoncito y quería ser magnificado por el cine, ser bandido pero con gracia, parecerse un poco a Leonardo DiCaprio en una cinta de Scorsese. Y ahí lo vemos, respondiéndole preguntas a Sean Penn, con la certeza de que es uno de los hombres más poderosos y buscados en el mundo, pero titubeante, torpe, ingenuo, con su camisa limpia, presentable y pasada de moda, intentando armar su propio melodrama, su propia telenovela, ser lo suficientemente interesante, guapo, educado, como para que lo quiera Kate.

laceituno@elperiodico.com.gt

Publicidad


Esto te puede interesar

noticia Álvarez elPeriódico
Bonos para pequeñas inversiones

El martes se realizará la primera adjudicación de este año para las personas individuales interesadas.

 

noticia Luisa Paredes / elPeriódico
Operaciones en Aeropuerto La Aurora sin interrupciones por erupción volcánica

Aeronáutica Civil informa que vuelos se realizan con normalidad.

noticia Paola Guerra
Bebé perfora el útero de su madre de una patada

Pateó tan fuerte, que su pierna perforó el útero de su madre y quedó atrapada entre los glúteos.

 

 



Más en esta sección

Borrador automático

otras-noticias

Alcalde habría beneficiado a electores con programa de alimentos

otras-noticias

Fiscalía buscará a Cristina Siekavizza entre sepultadas como XX

otras-noticias

Publicidad