Domingo 5 DE Abril DE 2020
Cartas

¡Felicitaciones señor Presidente!

Fecha de publicación: 20-02-20
Por: Cesar Augusto Ríos López / DPI 2216 33901 1317

El país ha tenido un respiro con su gobierno; nos llegó de nuevo la esperanza, la ilusión, nos urge ver a una ¡nueva Guatemala!, más ordenada, más controlada, más supervisada. Creemos que los ministerios deberían tener instrucciones precisas de ver todas esas plazas fantasmas que ha estado pagando el pueblo de Guatemala; excedente de burócratas que no han permitido el desarrollo del país, pero además de esas reducciones en los distintos ministerios, tenemos un gobierno demasiado grande, mucha burocracia para un pueblo pequeño, a pesar que tenemos un presupuesto abultado todos los años; pero no queda dinero para inversión porque se gasta en sueldos onerosos, en planillas demasiado grandes, en viáticos, en vehículos, en guardaespaldas, todo lo que se llevan los pactos colectivos… Tenemos esperanzas señor Presidente, que usted será diferente que sus antecesores, estamos confiando en sus promesas de campaña pero sobre todo, sabemos que es usted un hombre honorable, y bien intencionado. Sería muy saludable que se comenzarán a dar los primeros pasos para que Guatemala ya no participe en el Parlacen. Solo ha servido para abrigar a un puñado de sinvergüenzas que se refugian allí para no perder su inmunidad, hay muchos ejemplos pero el más reciente es el de los exgobernantes que hasta tuvieron que cambiar el lugar para la toma de posesión porque sabían que tenían problemas con la justicia. Pero además nos cuesta muchos millones a los guatemaltecos. Tengo entendido que son 20 diputados titulares y 20 suplentes pero a estos se les agrega el exmandatario y el ex vice mandatario, solamente en salarios le cuesta a los guatemaltecos algo así como Q33 mil mensuales por diputado equivalente a un promedio de Q17 millones al año, solamente el alquiler de la sede nos cuesta a los contribuyentes Q48 mil mensuales algo así como más de medio millón al año. Y ¿para qué?, ¿qué se ha logrado con este organismo? absolutamente nada!, todo ese dinero se puede usar en salud, en educación en seguridad en la desnutrición etcétera, etcétera. Urge que se salga del Parlacen, un elefante blanco que no ha servido para nada.