Miércoles 19 DE Septiembre DE 2018
Cartas

Parlacen

Fecha de publicación: 24-05-18
Más noticias que te pueden interesar

Cesar A. Ríos López / DPI 2216 33901 1317

 

¿Alguna vez se han preguntado para qué sirve el Parlacen (Parlamento Centroamericano)? En mi opinión solo es un refugio de corruptos, se creó para que sigan teniendo inmunidad, recordemos que los presidentes y vicepresidentes al dejar el puesto tienen asegurada la inmunidad y un jugoso sueldo por cuatro años más; este elefante blanco se fundó en el año de 1991 y no ha servido para nada, solo para que los guatemaltecos paguemos con nuestros impuestos a este grupo de diputados por no hacer nada. El expresidente de Panamá, Ricardo Martinelli dijo: “Era una cueva de ladrones cuando desvinculó a Panamá, de este foro regional”, aunque más tarde se retractó de sus declaraciones y asumió el puesto que tienen reservados los expresidentes, también fue en busca de inmunidad.

 

Costa Rica se negó a ser parte de este organismo por considerar que era caro y poco funcional; tengo ya varias décadas de existencia y cada vez que cumplo con mi deber de ejercer mi sufragio, marco una “X” grande sobre la hoja de los diputados del Parlacen. Siempre me he opuesto a este escondite de políticos; Guatemala según informes tiene 20 diputados, titulares y 20 suplentes que devengan en Q33 mil y Q40 mil mensuales cada uno, y que no hacen absolutamente nada. Cientos de millones de quetzales botados. ¡Sin ningún beneficio! Juzgue usted y vea dónde se fuga el dinero de sus impuestos, pero después salen con la brillante idea de que hay que aumentar los impuestos porque el dinero no alcanza. Por eso estamos como estamos.

 

Etiquetas: