Sábado 17 DE Noviembre DE 2018
Cartas

No actúan como adultos responsables

Fecha de publicación: 26-09-17
Más noticias que te pueden interesar

Jorge Rivera del Águila / 1770 67772 0101

Como niños que se juntan para hacer una travesura, nuestros diputados al Congreso de la República pensaron e hicieron sus planes en total silencio. No se enteraron de los sucios planes, ni los diputados que nunca hubieran apoyado las maniobras, ni los magistrados del OJ ni los de la CC. Secreto absoluto. De allí que los malhadados o infortunados decretos de la vergüenza hayan sido votados sin dictamen alguno, tampoco con conocimiento de todo el pleno, ni menos con el necesario debate, como debe ser hasta por sentido común. Por eso a estos malos representantes les salieron las cosas como les salieron: mal, muy mal. Uno se pregunta qué es lo que hace el Presidente de ese organismo, además de dar la palabra a quienes la pidan. Si uno o varios representantes se proponen pasar algo de urgencia nacional, el Presidente debería pedir la justificación de esa urgencia. Si una disposición legal va a ser votada, debería averiguar si la misma tiene o no el dictamen correspondiente y si ha sido conocida por todos los legisladores. Si no, es que el Presidente del Legislativo está pintado.

El Congreso de la República debe limpiar su imagen, no seguirla manchando. Las desafortunadas reformas al Código Penal del miércoles 13 de septiembre fueron recibidas por todos los sectores, muy justificadamente, como una acción inmoral, vergonzosa, repudiable, indigna e indignante, realizada por quienes, según nuestra Constitución, son dignatarios de la Nación. Afirmó el Presidente de la República que realizaría un análisis de estas desgraciadas disposiciones, ojalá el análisis sea, no solo jurídico, sino también ético.

Etiquetas: