Miércoles 26 DE Junio DE 2019
Cartas

Las dos caras de Álvaro Arzú

Fecha de publicación: 25-10-16

José Luis Paredes Prahl / DPI 2334 82253 0101

Cuando Álvaro Arzú ganó la presidencia, todos o la mayoría de guatemaltecos nos sentíamos representados por un partido político y un líder, al terminar su gestión, nos dejó más de 30 mil obras. Por otro lado, también nos dejó en todo el sentido de la palabra, su orgullo, pudo más que trabajar en un partido nos diera esa continuidad de buenas cosas, el partido se acabó y desde ese tiempo todos los políticos del país lo tomaron como un botín que saquear, de que sirven 30 mil obras que con el tiempo se acaban, la historia lo recordará como el que pudo pero no quiso.

Salud, Seguridad, Educación, Infraestructura, cuatro cosas que quedaron olvidadas por los gobernantes y peor aún por todos los guatemaltecos, señor Arzú, cómo nos hubiera gustado tener a un Uribe guatemalteco, siempre liderando y al servicio de la patria.