Domingo 20 DE Septiembre DE 2020
Acción

¡España, el campeón!

Punto decisivo de Rafael Nadal para que el equipo hispano se imponga a Canadá y gane por sexta vez la Copa Davis de tenis. Todo le salió bien a Gerard Piqué…

 

Fecha de publicación: 24-11-19
Por: AFP

España ganó ayer su sexta Copa Davis ante Canadá después que ‘Rafa’ Nadal se impusiera a Denis Shapovalov 6-3, 7-6 (9/7) en el segundo partido individual para poner el 2-0 en la final disputada en Madrid.

Antes, Roberto Bautista había dado el primer punto a los españoles ganando al joven Félix Augier-Aliassime en el primer partido individual 7-6 (7/3) y 6-3.

“Estoy increíblemente feliz de poder acabar así el año”, dijo Nadal, nada más finalizar su partido.

El número uno del mundo invirtió casi dos horas para imponerse a Shapovalov, número 15 de la ATP, en un intenso partido decidido en el tie-break de la segunda manga.

Nadal desperdició dos bolas de partido en la muerte súbita, permitiendo volver a su rival 7-7, antes de aprovechar la tercera para cerrar el set, el partido y el título.

El tenista español se apunta con esta victoria su quinta Copa Davis, tras las que ganó en 2004, 2009 y 2011.

También tiene la de 2008, aunque no jugó la final en Argentina por lesión.

“Ha sido una semana increíble en todos los sentidos, porque nos ha pasado de todo, yo he ganado los ocho partidos, pero aquí la persona que ha sido vital en esta Copa ha sido Roberto (Bautista)”, dijo Nadal.

“Se fue, falleció su padre, volvió, entrenó ayer (sábado), hoy (ayer) estuvo preparado para dar un nivel altísimo…”, explicó un emocionado Nadal, refiriéndose a que Bautista tuvo que abandonar al equipo el jueves por la muerte de su progenitor y regresó el sábado para ver a sus compañeros ganar la semifinal a Gran Bretaña.

“Todo el equipo hemos hecho un esfuerzo increíble, todos los jugadores, especialmente ‘Rafa’, ha sido una semana increíble, yendo a dormir a las tres, a las cuatro de la mañana y volver al día siguiente, eso solo puede ser porque somos españoles”, dijo, por su parte, Roberto Bautista, haciendo que se les saltaran las lágrimas a sus compañeros.